×
Luis Carlos Plata
Luis Carlos Plata
ver +
Luis Carlos Plata (Saltillo, 1984) es abogado (UAdeC), maestro (UPF, Barcelona) y candidato a doctor (URV, Tarragona), pero practica el periodismo desde hace 17 años, y su trabajo de investigación le ha merecido premios estatales e internacionales. Ha sido articulista de catorcenarios, revistas y periódicos del norte del país desde 2002, además de fungir como director editorial de medios de comunicación en Veracruz.

" Comentar Imprimir
25 Junio 2019 04:04:00
Renuncia Montemayor al PRI, ¿y a los negocios a costa de Coahuila?
Inhabilitado por 20 años para ejercer el servicio público por la Secretaría de la Función Pública, como consta en los expedientes 02/2002 y 04/2002 resueltos el 27 de abril de 2005 por “violación a las leyes y normatividad presupuestal”, el exgobernador de Coahuila, Rogelio Montemayor Seguy, desapareció de la política local durante los sexenios encabezados por Humberto Moreira y Enrique Martínez, pero volvió a escena pública con Rubén Moreira en 2013 bajo una estructura paralela de Gobierno, denominada entonces Clúster Minero-Petrolero de Coahuila, A.C.

Con la coartada de prepararse para el boom energético que proyectaban sucedería entonces, de 2015 a julio de 2018 recibió 67 millones 410 mil pesos en aportaciones del Gobierno del Estado. Asimismo la Asociación Civil, en la cual funge como Presidente, fue beneficiaria de dos “Fondos Mixtos” del Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología: uno por 4 millones 500 mil pesos y otro por 10 millones, según la “Convocatoria 2014-C28” publicada el 26 de noviembre de 2014.

Pero también le abrieron las puertas del negocio. El 2 de diciembre de 2014 la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer), el Gobierno del Estado, los 38 municipios de Coahuila y el Clúster firmaron un convenio de colaboración que empoderó a este último como “enlace entre las autoridades estatales y municipales competentes, y las empresas de hidrocarburos, para canalizar sus gestiones en materia de trámites para usos de suelo, licencias de construcción, de funcionamiento y otras relacionadas”. Y a eso, en términos coloquiales, se le denomina “coyotaje”.

Con dicha iniciativa se antepusieron los intereses de la Asociación Civil a los de una Secretaría prioritaria para la entidad como Desarrollo Económico y



Competitividad.

Aprovechando la bonanza, el 5 de noviembre de 2014 el Clúster también firmó un convenio con el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial por un plazo de dos años prorrogables. Sin embargo la cláusula novena de dicho instrumento jurídico –en poder de quien esto escribe– expone una situación inquietante: la titularidad de los derechos patrimoniales de las obras intelectuales que resulten del convenio, serán propiedad de la parte que las haya producido. ¿Qué significa eso?, más fácil: que si uno de los integrantes del Clúster, por ejemplo la Universidad Autónoma de Coahuila, realiza una invención científica, el dinero que ésta genere será para la Asociación Civil.

Mientras los resultados del Clúster eran casi nulos en Coahuila, se financiaba con dinero público un proyecto privado en Nuevo León. Me explico. Rogelio Montemayor Jr. es director general y representante legal de dos sociedades mercantiles promotoras de inversión, ambas como S.A.P.I de C.V. domiciliadas en San Pedro Garza García, denominadas Strata CR y Strata Campos Maduros, mismas que se agenciaron en 2016 –apenas unos meses después de constituirse legalmente– contratos bajo la modalidad de licencia (CNH-R01-L03-A21/2016 y CNH-R01-L03-A18/2018) para extraer gas natural en Nuevo León en los campos identificados como Carretas (89 kilómetros cuadrados) y Peña Blanca (26 kilómetros cuadrados), ubicados en los municipios de China y General Terán, y General Bravo y Doctor Coss respectivamente.

Lo anterior implica que a su costo y riesgo extrae hidrocarburos propiedad del Estado, sí, pero es libre de venderlos. Por decirlo de otra manera: lucra con las riquezas naturales del subsuelo.

Y lo interesante del asunto es que, en el primer proyecto la evaluación de impacto social fue “encargada” al Clúster, quien la elaboró en julio de 2016. Ese año, justo es decirlo, la Asociación Civil recibió de la Administración coahuilense 19 millones 558 mil 121 pesos.

Nadie sabe para quién trabaja.



Cortita y al pie

En el eje cuatro de su propuesta de campaña, el entonces candidato a Gobernador, Miguel Riquelme, planteó en 2017 “fortalecer el Clúster de Energía para mejorar las condiciones que permitan el aprovechamiento integral de nuestras reservas energéticas”.

¿Seguirá en pie la promesa?



La última y nos vamos

A nadie sorprende la renuncia de Rogelio Montemayor a su militancia en el PRI, manifestada mediante una carta el día de ayer. Al no conseguir la candidatura para el Senado a la cual aspiró, en enero de 2018, el exgobernador de Coahuila criticó las prácticas del partido pero prometió fidelidad: “yo no buscaré otra organización política para volver al Congreso ni promoveré la desunión”.

“Tengo la esperanza de que el PRI recupere el sentido de la ética política, su capacidad de autocrítica, de indignación, y de lucha por recuperar la fortaleza de las instituciones y recobrar la confianza de la mayoría de la ciudadanía”.

Pues ayer perdió la “esperanza”. ¿Y los negocios a costa del erario en Coahuila?
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2